Ofrecemos
opciones para
las pruebas de
insuficiencia cardíaca

Abbott proporciona una amplia variedad de pruebas de insuficiencia cardíaca que ofrecen biomarcadores de BNP y NT-proBNP para ayudar en el diagnóstico y la evaluación de la gravedad de la insuficiencia cardíaca.

 Solo para uso diagnóstico in vitro.

 

 

 

La medición de los niveles de los péptidos natriuréticos (NP)es beneficiosa en casi todos los aspectos de la prevención y el tratamiento de la insuficiencia cardíaca congestiva1-5

 

 


 

La gama de pruebas de alto rendimiento de Abbott no presenta interferencias por biotina y permite la identificación de los niveles de Galectin-3 y NP, en combinación con la evaluación clínica, para ayudar a definir un itinerario clínico que mejore el diagnóstico preciso y optimice la atención al paciente2-9.

 

 

Reconocer la complejidad del diagnóstico de la insuficiencia cardíaca

La insuficiencia cardíaca se presenta de forma compleja y puede resultar difícil de diagnosticar debido a síntomas no específicos como la disnea10-13.
Un diagnóstico erróneo puede provocar morbilidad y mortalidad en los hospitales, y las tasas de reingreso son elevadas11,12.


Optimización del diagnóstico para hacer frente a la carga mundial de
la insuficiencia cardíaca 

 La insuficiencia cardíaca produce importantes cargas clínicas, sociales y económicas a nivel mundial. 
Una evaluación más precisa resulta esencial para optimizar los recursos y mejorar los resultados de los pacientes14.

 

Heart-Failure_Block D_Globe_Icon.png


64,3 millones de personas viven con insuficiencia cardíaca en todo el mundo15.

Heart-Failure_Block D_Ambulance_Icon.png


>1 millón de hospitalizaciones tanto en EE. UU. como en Europa16.

Heart-Failure_Block D_Patients_Icon.png


1 de cada 4 pacientes vuelve a ser ingresado en un plazo de 30 días17.

Heart-Failure_Block D_60Icon.png


El 44 % de los pacientes vuelven a ser ingresados en un plazo de 60 días17

 

 

Información sobre el producto

 

 

BNP

 

El ensayo Alinity i BNP está diseñado para utilizarse como ayuda para el diagnóstico y la evaluación de la gravedad de la insuficiencia cardíaca2,3*.

 

 

NT-proBNP

 

El ensayo Alere NT-proBNP puede ser de ayuda para el diagnóstico de personas que podrían tener insuficiencia cardíaca congestiva y para la evaluación de la gravedad de la insuficiencia cardíaca4,5*. 

 

 

GALECTIN-3

 

El ensayo Alinity i Galectin-3 se puede utilizar en combinación con la evaluación clínica como ayuda para evaluar el pronóstico de pacientes con insuficiencia cardíaca crónica7.

 

 

 

 

*Si los resultados de BNP o NT-proBNP no son coherentes con otras observaciones clínicas, puede que se necesite información adicional para el diagnóstico.

Obtener más información

Nuestro recurso para el personal médico proporciona más información sobre
cómo las pruebas de Abbott de BNP y NT-proBNP ayudan en el diagnóstico
y la evaluación de la insuficiencia cardíaca congestiva.

UN REFLEJO PRECISO DE LA GRAVEDAD DE LA INSUFICIENCIA CARDÍACA

Se ha demostrado que tanto los niveles de BNP como de NT-proBNP reflejan con exactitud la gravedad de la insuficiencia cardíaca y se correlacionan bien con la clasificación de la New York Heart Association (NYHA, Asociación de Cardiología de Nueva York)18. Al tener un punto de corte de diagnóstico para todas las edades, los niveles de BNP son más fáciles de interpretar. En el caso de los BNP, se observa una zona gris clínica más estrecha, por lo que menos pacientes presentan valores indeterminados12. Los pacientes con insuficiencia cardíaca a menudo padecen disfunción renal. Los resultados de BNP se ven menos afectados por la disfunción renal que los de NT-proBNP, ya que únicamente se elimina NT-proBNP a través de los riñones12.


 heart-failure_clinical-decisions_chart.png 

Para BNP, todos los fabricantes sugieren actualmente un punto de corte de decisión única de 100 pg/ml12.

Para NT-proBNP, se utilizan múltiples puntos de corte relacionados con la edad4:
125 pg/ml <75 años
450 pg/ml ≥75 años

El estudio ICON recomienda varios puntos de corte para NT-proBNP19:
Descartar:
300 pg/ml
Incluir:
450 pg/ml <50 años
900 pg/ml 50-75 años
1800 pg/ml >75 años

 

* Zona gris de edad: edad superior a 50 años o disfunción renal.
† Zona gris clínica: otras afecciones que no sean insuficiencia cardíaca pueden contribuir a la elevación.
 
Adaptado de McCullough et al., 2009.

 

Explorar 


RiskStratification_300x200.jpg

Comprender la estratificación de riesgos

Descubra cómo la troponina de alta sensibilidad puede ayudar a identificar con mayor exactitud el riesgo de que sus pacientes sufran un futuro episodio cardíaco. 

Más información sobre la estratificación de riesgos

Cardiac-Hero_300x200.jpg

Ensayos cardíacos

Infunda confianza en sus decisiones sobre cuidados del corazón con nuestra completa oferta de ensayos cardíacos.

Ver soluciones cardíacas

knowledge-center-crosslink_300x200.jpg

Visitar el centro de conocimiento

Encuentre la información más reciente sobre ciencias de laboratorio, áreas terapéuticas e innovaciones de Abbott.

Visitar el centro de conocimiento

Referencias bibliográficas
  1. Pandit K et al. Natriuretic peptides: Diagnostic and therapeutic use. Indian J Endocrinol Metab. 2011;15(Suppl 4):S345–53.
  2. Prospecto de ARCHITECT BNP, (city and state) Abbott Laboratories, (year), 608–-33 10/15/R05.
  3. Prospecto del reactivo Alinity BNP, 704-328_R04.
  4. Prospecto del reactivo Alere NT-proBNP para ARCHITECT ABBL458/R03.
  5. Prospecto del reactivo Alere NT-proBNP para Alinity i ABBL535/R03.
  6. Prospecto de ARCHITECT Galectin-3. 609-032 8/15/ R05.
  7. Prospecto de Alinity Galectin-3, 708-325_R01.
  8. McCullough PA et al. Galectin-3: A novel blood test for the evaluation and management of patients with heart failure. Rev Cardiovasc Med. 2011;12(4):200–10.
  9. De Boer RA et al. Galectin-3 in Cardiac Remodeling and Heart Failure. Curr Heart Fail Rep. 2010;7(1):1–8.
  10. Danny C et al. Natriuretic peptides in heart failure. Clin Chem. 2014;60(8):1040–46.
  11. Mueller et al. Cost-effectiveness of B-type natriuretic peptide testing in patients forwith acute dyspnea. Arch Intern Med. 2006;166(10):1081–87.
  12. McCullough PA, Neyou A. Comprehensive review of the relative clinical utility of B-type natriuretic peptide and N-terminal pro-B-type natriuretic peptide assays in cardiovascular disease. Open Heart Failure J. 2009;2:6–17.

  1. Ponikowski P et al. 2016 ESC Guidelines for the diagnosis and treatment of acute and chronic heart failure: The Task Force for the diagnosis and treatment of acute and chronic heart failure of the European Society of Cardiology (ESC). Developed with the special contribution of the Heart Failure Association (HFA) of the ESC. Eur J Heart Fail. 2016;18(8):891–975. 
  2. Lippi et al. Global epidemiology and future trends of heart failure. AME Med J 2020;5:15.
  3. Global, regional, and national incidence, prevalence, and years lived with disability for 354 diseases and injuries for 195 countries and territories, 1990–2017: a systematic analysis for the Global Burden of Disease Study 2017. Lancet 2018;392:1789–858.
  4. Ambrosy AP et al. The global health and economic burden of hospitalizations for heart failure: lessons learned from hospitalized heart failure registries. J Am Coll Cardiol. 2014;63(12):1123–33.
  5. O’Connor CM et al. Causes of death and rehospitalization in patients hospitalized with worsening heart failure and reduced left ventricular ejection fraction: results from Efficacy of Vasopressin Antagonism in Heart Failure Outcome Study with Tolvaptan (EVEREST) program. Am Heart J 2010;159:841–49.
  6. McCullough PA et al. B-type natriuretic peptides: a diagnostic breakthrough for clinicians. Reviews of Cardiovascular Medicine. 2003;4(2):72–80.
  7.  Januzzi JL et. al, N-terminal pro-B-type natriuretic peptide in the emergency department: the ICON-RELOADED study. J Am Coll Cardiol. 2018;71:1191200.

Está a punto de abandonar un sitio web de Abbott para dirigirse a un sitio web de otro proveedor

Los enlaces que le remiten a sitios web que no forman parte de Abbott no se encuentran bajo el control de Abbott. Abbott no es responsable del contenido de ninguno de estos sitios ni de los enlaces incluidos en ellos. Abbott pone a su disposición estos enlaces solamente para su comodidad, y la inclusión de estos no implica la aprobación por parte de Abbott del sitio web al que dirigen. Es posible que el sitio web al que va a acceder no esté optimizado para el tamaño de su pantalla.

¿Desea continuar y salir de este sitio web?

No

Va a acceder a un sitio web de Abbott específico de un país o región.

Tenga en cuenta que el sitio web al que ha solicitado acceso está destinado a los residentes de un país o países determinados, como se indica en ese sitio. Por tanto, el sitio puede contener información sobre productos farmacéuticos, dispositivos médicos y otros productos o sobre el uso de esos productos que no estén aprobados en otros países o regiones.

¿Desea continuar y acceder a este sitio web?

No

Va a acceder a un sitio web de Abbott específico de un país o región.

Tenga en cuenta que el sitio web al que ha solicitado acceso está destinado a los residentes de un país o países determinados, como se indica en ese sitio. Por tanto, el sitio puede contener información sobre productos farmacéuticos, dispositivos médicos y otros productos o sobre el uso de esos productos que no estén aprobados en otros países o regiones.

¿Desea continuar y acceder a este sitio web?

No

¿DESEA CONTINUAR Y ABANDONAR EL SITIO WEB CORE LABORATORY?

Corelaboratory.abbott no se hace responsable del contenido.

No